El diálogo Nacional fue inaugurado esta mañana por los obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua. foto: Diario Metro 

Inicia Diálogo Nacional donde la Iglesia es Mediadora y testigo

/ / Nuestra Iglesia

Esta mañana se realizó en el Seminario Interdiócesano Nuestra Señora de Fátima, la sesión de Inauguración del Diálogo Nacional con el Gobierno donde participan varios sectores del país y donde la Iglesia católica aceptó ser Medidora y testigo.

La sesión inaugural inició pasadas las 10 de la mañana en el Auditorio del Seminario Interdiócesano Nuestra Señora de Fátima, ubicado en Managua. En la mesa presidieron los Obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), en carácter de mediadores y testigos,  también estaban presentes diferentes sectores fundamentales de la Sociedad: la Empresa Privada, la sociedad Civil, los jóvenes universitarios, el movimiento campesino, Representantes de universidades y Representantes del gobierno. Además, asistieron invitados especiales, como la embajadora de Estados Unidos en Nicaragua.

A la Sesión Inaugural asistieron todos los Obispos de la Conferencia Episcopal de Nicaragua. Foto: Jairo Cajina.

S.E.R Cardenal Leopoldo Brenes, presidente de la CEN expresó: “Nosotros los Obispos de la CEN hemos aceptado este difícil y complejo desafío y emprender en carácter de Mediadores y Testigos, el único camino admisible para conciliar los más altos anhelos de cada uno y encontrar juntos las posibles salidas y soluciones  a las demandas y expectativas tan complejas como diversas pero especialmente idénticas en su esencia de aspiración suprema”.

En el evento que fue transmitido por radio, televisión y redes sociales, hubo varios momentos importantes, pero reinó en la mayoría de los presentes, una sola demanda, el cese a la represión por parte de la Policía Nacional y las turbas paramilitares al pueblo nicaragüense.

Lesther Alemán, representante del movimiento estudiantil encaró al presidente Ortega y le dijo: “Estamos aquí, y hemos aceptado estar en la mesa de diálogo, con todo el debido respeto que ustedes se merecen, para exigirle ahorita mismo, que ordene el cese inmediato de los ataques que están cometiendo en nuestro país…”

Lesther Alemán es excelencia académica de la Carrera de Lic. Comunicación de la Universidad Centroamericana (UCA). Foto. La Prensa

Por su parte, Mons. Juan Abelardo Mata, en carácter de secretario de la CEN, exigió al Presidente el cese a la represión: “No es una simple petición, es una exigencia la que pide la CEN, que se retire la Policía a sus cuarteles y que dejemos actuar a la CIDH que finalmente logró venir y tercero le pido Señor Presidente, que teniendo en común la única visión que nos trajo hoy aquí, que es el amor a la Patria, que repiense con su gabinete los caminos que ha recorrido.  

Ha comenzado, con dolor lo digo, una revolución no armada, aquí no está ejército contra ejército, es la respuesta de un pueblo, si quiere usted desmontar una revolución, no es con balas de goma, ni balas de plomo ni con fuerzas paramilitares, es una no petición, es una exigencia”, Agregó el prelado.  

Ernesto Tünnermann, representante de la Sociedad Civil se unió a la exigencia de los Jóvenes Universitarios y la CEN: “Es el pueblo de Nicaragua que le exige como Jefe supremo, que aquí mismo ordene que va a cesar la represión, que regresen a sus cuarteles los policías y que sean desarmadas las fuerzas de Choque”.

El Presidente de la Republica, negó que la Policía Nacional tuviera la Orden de disparar, y afirmó que la institución policial  ha sido víctima: “La policía, ha sido víctima de esta campaña, la policía tiene órdenes de no disparar y la prueba es que cuando se atacó el cuartel de Masaya donde estaba la policía protegiéndose en el cuartel, durante ese ataque la policía no disparó y resistió varias horas y no disparó.

En Matagalpa lo pueden confirmar los mismos ciudadanos, los religiosos que han estado mediando en estas tragedias, la policía tiene órdenes de no disparar y aquí quiero agradecer a la conferencia episcopal, a su eminencia reverendísima, el cardenal Leopoldo Brenes, a todos los señores obispos que invitaron a instalar este diálogo.” Expresó.

Daniel Ortega y Rosario Murillo llegaron custodiados por un fuerte dispositivo policial. Foto: La Prensa

La Sesión inaugural concluyó con la fallida participación de Bayardo Arce, asesor presidencial para asuntos económicos, quién fue interrumpido por los Obispos de la CEN por querer dar “una solución”. Mons. Rolando Álvarez lo interrumpió y le invitó  respetar el protocolo: “Para eso se le ha pedido que envíen su agenda”, expresó.

El presidente Ortega y Rosario Murillo fueron despedidos con gritos por los jóvenes del movimiento estudiantil, donde le decían “asesinos”, “Delincuentes” y otros epítetos similares. Ortega salió del Seminario Nuestra Señora de Fátima custodiado por un fuerte dispositivo de la Policía Nacional, incluyendo dos helicópteros.

La próxima sesión del diálogo Nacional será este viernes 18 de mayo, a las 9 de la mañana, día en que los Obispos de la CEN han convocado a todos los fieles Cristianos Católicos a una jornada de Ayuno y Oración por la Nicaragua.

 

SUBIR